Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Fuera 1,700 empleados en Cincinnati por efectos económicos de COVID-19

Por Neyssa García Toucet | The LatinOH

El alcalde de Cincinnati, John Cranley, anunció este lunes en conferencia de prensa la decisión de enviar con una licencia sin sueldo a 1,700 de los 6,000 empleados que tiene su administración por al menos cuatro semanas debido a la emergencia provocada por el coronavirus y los efectos drásticos en la economía de la ciudad.

Visiblemente afectado y con voz entrecortada, Cranley dijo: «Es un día emotivo en nuestra ciudad. Debido a la fuerte disminución inmediata de los ingresos causado por COVID-19, la ciudad tuvo que actuar rápidamente para reducir los costos a corto plazo durante esta crisis. Una cantidad asombrosa de nuestros empleados han sido colocados en Licencia Temporal de Emergencia.»

«Ninguno de nuestros empleados merece esto. No es su culpa. Regresarán. Este virus tiene el efecto de cerrar nuestra economía ya que los ingresos fiscales que nos ayudan a operar se han reducido,» añadió.

Según Cranley, estos pasos fueron tomados ahora mientras el gobierno federal proporciona ayudas económicas. El alcalde está confiado en que les proporcionen los recursos que necesitan para «traer de vuelta a todos los empleados suspendidos lo antes posible en caso de que un empleado esencial se enferme o cuando la crisis haya terminado por completo.»

«Siempre he estado orgulloso de nuestros trabajadores municipales y sigo impresionado con el servicio que nos brindan a cada uno de nosotros. Cincinnati ha realizado un cambio milagroso en los últimos años gracias a su ayuda y se recuperará del otro lado una vez que sea seguro volver al trabajo,» expresó el Alcalde.

Los empleados que salen con licencia sin sueldo retendrán sus beneficios para la salud.

Por otro lado, Cranley anunció que emitió una orden para cerrar los servicios de bicicletas compartidas y scooters eléctricos durante este tiempo.

«Se ha demostrado que COVID-19 puede sobrevivir en metal y otras superficies duras que habitualmente comparten los pasajeros del transporte. Estos pasos para cerrarlos temporalmente nos ayudan a prevenir una mayor propagación del virus,» dijo Cranley.

De igual forma, a partir del 1ero de abril, la ciudad limitará el acceso al Ayuntamiento y al Centenario II al personal esencial y los visitantes necesarios. «Entiendo que estos cambios pueden afectar a alguien que necesita hacer un pago o entrega. Los portales en línea están disponibles al igual que los nuevos sitios de entrega en cada edificio,» añadió el Primer Ejecutivo.

En Cincinnati ya se han reportado 37 casos positivos de COVID-19 del tota de 1,933 casos que hay confirmados en todo el estado de Ohio.

A %d blogueros les gusta esto: