Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

IHME proyecta un pico de 2,300 muertes diarias en enero en EE.UU.

Por Redacción The LatinOH

El Instituto de Métricas y Evaluación de la Salud (IHME) de la Universidad de Washington pronostica un pico de 2,300 muertes diarias a mediados de enero por coronavirus (COVID-19) si las personas no siguen las directrices uso de mascarillas.

El IHME actualizó su pronóstico de COVID hasta el 1 de febrero dentro de lo que resalta una proyección de 395.000 muertes acumuladas en los Estados Unidos. Esta cantidad representa un aumento de 181.000 del total actual de 214.000, según la Universidad Johns Hopkins.

Según el IHME, si el uso de mascarillas pudiera incrementarse a aproximadamente el 95%, las muertes acumuladas bajarían a 316.000, salvando 79.000 vidas entre ahora y el 1 de febrero.

A nivel mundial, el IHME proyecta alrededor de 2,5 millones de muertes acumuladas para el 1 de febrero, pero con un 95% de uso de mascarillas, ese número se reduce a 1,7 millones, lo que podría salvar más de tres cuartos de millón de vidas.

Se pronostica que las muertes diarias a nivel mundial alcanzarán su punto máximo a mediados de enero en poco más de 17.000 por día; con un uso de mascarilla del 95%, ese número se reduce a poco menos de 7.000.

Uso de mascarillas

Según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades, las mascarillas están recomendadas por ser una simple barrera que ayuda a evitar que las gotitas respiratorias viajen por el aire hasta otras personas cuando las personas que usan las mascarillas tosen, estornudan, hablan o alzan la voz. A esto se le llama control de fuentes de infección.

Esta recomendación es con base en lo que se conoce acerca del rol que juegan las gotitas respiratorias en la propagación del virus que causa el COVID-19, en conjunción con la evidencia emergente de los estudios clínicos y de laboratorio que indican que las mascarillas reducen la dispersión de las gotitas cuando cubren la zona de la nariz y la boca.

El COVID-19 se propaga principalmente entre las personas que tienen contacto cercano entre sí (dentro de los 6 pies aproximadamente), por lo que es aún más importante usar las mascarillas en entornos donde las personas se encuentran cerca las unas de las otras o donde el distanciamiento social sea difícil de mantener.

A %d blogueros les gusta esto: